sábado, 24 de diciembre de 2005

Esta noche es nochebuena y mañana navidad...


Os deseo a todos unas felices fiestas!!!
Es lo menos que puedo hacer por todos vosotros, y es lo que deberían desearse todas las personas de vez en cuando, ya sea navidad o San Briquitin de Barrun...

No sé cual será el motivo, quizá que en estas fechas estemos más blandos o más sensibles... el caso es que cada año por navidad siempre tiene que llegar alguna noticia más desagradable que las ya tristemente habituales. En fin, la noticia más desagradable de estos días ha sido, como un grupo de niñatos después de golpear y vejar a una vagabunda, la rociaron de disolvente y la quemaron viva en el interior de un cajero...
Las primeras declaraciones de los detenidos han sido: que simplemente era un juego, que lo habían heho para divertirse... y que pensaban que no era disolvente, sino agua... (además de inhumanos se creen que somos tontos, todos sabemos como huele el disolvente, y que es muy inflamable, pero no arde de no ser que alguien... )
Poco después, una amiga de estos miserables ha declarado que habían cometido actos similares y en ocasiones lo habían grabado con teléfonos móviles para reirse después...
El padre de uno de estos niñatos ( típico niñito bueno de papá, que ha tenido todo en la vida, y que se queja de la sociedad, cuando sabe que antes de que cumpla los 18 tendrá el coche que el quiera y rodeado de caprichos por doquier ), un ingeniero, profesor de una universidad en Cataluña, ha afirmado que: "si mi hijo ha matado, deberá pagar por ello".
Al menos demuestra más valor que su hijo, aunque me sorprende que un señor que imparte clases en la universidad también afirme que su hijo y sus amigos solo pretendían "dar un escarmiento" y "un susto" a la indigente...
María Rosario Endrinal, había acudido a refugiarse del frío de estos días al interior del cajero. Esta señora hace cinco años era una persona normal, casada y con hijos. Desafortunadamente, un desengaño amoroso le hizo caer en una depresión, que se agravó por el consumo de alcohol... y estos niñatos querían dar un escarmiento a esta señora???. ¿Qué tipo de escarmiento?, ¿culpable por haber tenido mala suerte en la vida?, ¿culpable por no tener un papi que le diese 60€ de paga para el fin de semana?...

4 comentarios:

Doncellita dijo...

Pero es que además de enfermos mentales, asesinos, malcriados o como quieras llamarlos, bobos.

La broma se divide en tres turnos: primero pegan y marchan, vuelven con sed de más, y a la tercera visita le prenden fuego...todo esto con las cámaras del cajero grabándolo absolutamente todo.

Papá profesor de uni ha visto como su hijito y amigos se ensañaban con la mujer...Digiere los frutos de tu educación,papi.

ratoncitoperez dijo...

Un suspenso para el padre, y para los hijos... mejor me callo.

ratoncitoperez dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Doncellita dijo...

Sí, mejor...¿en manos de la justicia?

¡Juas!


(Gracias, ratoncito, por venirme a ver).